Home Región Guayana

Por orden militar cierran concesionarios de motos en Upata y prohíben su circulación desde San Félix hasta Santa Elena de Üairén

37351

A través de un comunicado que se coló por redes sociales, se pudo conocer que desde el Comando Operacional de la Fuerza Armada se ha ordenado el cierre definitivo de los concesionarios de motos en Upata y todos los municipios del sur del Estado.

Solo los concesionarios de Puerto Ordaz y San Félix recibirán motos, según las órdenes del CEOFANB.

¿Cuál es el delito?

De acuerdo con el comunicado firmado por el Coronel José Félix Mendoza Fernández, Jefe Operacional del CEOFANBy por instrucciones del Mayor General Hernández Lara, específicamente se ordena a la Policía del estado Bolívar y a la Policía Nacional Bolivariana a «prohibir el acceso de todo vehículo automotor categoría moto» desde la ciudad de San Félix y hacia todos los seis municipios del sur de la entidad.

La ley establece que cualquier vehículo automotor con placa venezolana puede circular libremente por todo el territorio nacional.

En este país duramente por una situación económica insostenible que nos ha llevado a padecer una crisis humanitaria compleja, con 90% de la población en estado de pobreza y con un salario mínimo que no supera los 3,50 dólares mensuales, y con férreo racionamiento de combustible, especialmente el estado Bolívar, las motocicletas se han convertido en el medio de transporte familiar y de trabajo por excelencia.

El mencionado comunicado de carácter «confidencial» no especifica razones ni motivos, lo que sí está claro es que es violatorio del precepto constitucional del libre tránsito en todo el territorio nacional.

Curiosamente hasta el momento de redacción de esta ninguna autoridad civil se ha pronunciado sobre el tema.

Previous articlePor noveno año consecutivo: Venezuela ocupa el último puesto en el Índice Mundial de Estado de Derecho
Next articleMaría Corina proclamada candidata presidencial unitaria: Dedico esta victoria a los niños sin hogar, a los jóvenes, a las madres, a los presos políticos y sus familiares, a los adultos mayores, a los militares y a los migrantes venezolanos