Home Más Noticias

Revolución es mujer / Puño y letra #7 | Por Ángel Marcano

183

Los logros de la mujer venezolana en revolución se crecen a medida que va fortaleciéndose este proceso de inclusión, que ha velado siempre por las necesidades de quienes son y serán el bastión de nuestra sociedad (matriarca por naturaleza), ahí están siempre las mujeres, saliendo adelante pese a cualquier circunstancia. Las venezolanas no se doblegan ante las adversidades, al contrario, crecen ante cada obstáculo y en revolución hemos entendido que son ellas las que promueven el desarrollo en la sociedad, las que procuran el bienestar de la familia, de los hijos, se las ingenian para resolver y seguir adelante con ese amor que las caracteriza, cómo no procurar para ellas las oportunidades que tienen bien merecidas.

Se han ganado todos los espacios en la vida política de la Patria en construcción, donde se promueve la inclusión de las mujeres en cargos públicos y en la vida política del país; las mujeres tienen la voz cantante en la mayoría de los poderes públicos, comenzando por la Vicepresidencia, pasando por los ministerios; es Venezuela ejemplo para el mundo al visibilizar las necesidades de las mujeres con la creación de un ministerio estrictamente para velar por sus derechos y necesidades. Un ministerio que cuenta con oficinas en cada estado y región, institutos creados para integrarlas, rescatar a las que son víctimas de desigualdades o maltratos, velando por sus derechos laborales y personales.

Aquí en Bolívar, el Instituto Mamá Rosa y la Fundación Social Bolívar, son ejemplo de respaldo a la mujer bolivarense, trabajando consecutivamente por ayudar en cada caso que se nos presenta, porque son las madres con sus niños que llegan a consultar temas de salud, educación e inclusión para sus familias; son instituciones que nos hemos encargado de fortalecer y que nada les falte para que presten una labor continua y digna del público que reciben.

Igualmente, en el caso de los derechos laborales se han implementado políticas para garantizar la igualdad de oportunidades, así como la protección de los derechos de las mujeres. Esto incluye la promoción de salarios justos, condiciones laborales dignas y la prohibición de la discriminación de género, es un mandato permanente del presidente Nicolás Maduro, apoyar y respaldar siempre las iniciativas de las mujeres. Ejemplo de este motor continuo que impulsa es la creación de la Gran Misión Venezuela Mujer, un ejemplo para el mundo que ha dado el compañero Presidente, que además, instruyó a la banca destinar un porcentaje importante de la cartera de créditos para impulsar iniciativas y emprendimientos de mujeres.

Además, se ha trabajado por sostener el acceso igualitario a la educación, que no se quede ninguna sin la oportunidad para desarrollar habilidades y talentos, que posteriormente les permitan trabajos dignos y el acceso a una vida de bienestar.

La Revolución es inclusión para las mujeres, para las madres solteras, sin ningún tipo de discriminaciones, todas son importantes y tienen los mismos derechos: las madres, las abuelas, las hijas, por ellas también existen los programas de planificación familiar, con el acceso a consultas profesionales para la orientación en la prevención de embarazos o enfermedades… y así, en cada aspecto social se ha ido cubriendo la necesidad de las mujeres; cuánto hemos atendido por generar bienestar social a nuestras protegidas.

Otro ejemplo para el mundo: la atención integral durante el embarazo, el parto y el posparto, en Venezuela es un derecho irrenunciable que una mujer cumpla su tiempo de permiso, y luego de las 20 semanas establecidas en la Ley de Permiso Posnatal, le corresponden horas destinadas a la lactancia, otro derecho protegido por el Estado venezolano. Ejemplar este proceso en el que se protegen los derechos de ambos, tanto de la madre, como los del niño recién nacido.

No podemos dejar de mencionar todo lo que han trabajado los organismos legales y judiciales para establecer mecanismos de prevención, atención y protección para las mujeres víctimas de violencia. Se han creado instituciones especializadas y se han implementado campañas de sensibilización para combatir la violencia de género; lo que ha permitido reducir las estadísticas relacionadas a estos hechos, ahora las mujeres tiene dónde acudir o llamar para denunciar tratos hostiles.

Gracias compañero, presidente Nicolás Maduro, por cada política de atención y prevención que nos ha permitido avanzar para tener una sociedad libre de violencia de cualquier tipo. Reconociendo que aún existen desafíos y que es necesario seguir trabajando para garantizar una plena igualdad de género y el respeto de los derechos de cada venezolana, afirmando que este es el camino correcto y que nadie nos va a quitar los logros ya alcanzados en revolución, es un compromiso asumido con mucho amor, disciplina y mucha responsabilidad.

Previous articleAnsiedad, depresión y diabetes gestacional cobran más espacio en Venezuela
Next articleUPP89 fija posición ante el pretendido fraude sobre el cual desinforma el Gobierno