Publicidad

La Organización No Gubernamental (ONG) Ciudadanía en Acción advirtió que, aunque el consumo de alimentos sigue siendo insuficiente de acuerdo con estándares internacionales, la situación mejoró en 2021, cuando la ingesta subió a 25 kilogramos per cápita, desde los mínimos de 13 kilogramos en el primer trimestre de 2019, un incremento de 92,3 %.

Los datos revelados por la ONG especializada en monitorear la situación de inseguridad alimentaria en el país corresponden al segundo semestre de 2021, según reveló a través de su cuenta de Twitter @CiudadaniaEnAC.

«Esto refleja el aumento de la disposición de alimentos, seguimos con la referencia del 1er semestre de 2019 cuando existían poco más de 4 millones de alimentos en el país. En el 2do semestre de 2021, la cantidad de alimentos en el país se ubica en aproximadamente 7.308.449,75», dice la entidad.

El reporte de Ciudadanía Activa hace hincapié en el efecto positivo de la apertura económica en la disposición de alimentos, ya que 91,7 % de los productos es aportado por el mercado, a través de la producción nacional o la importación, mientras que el Estado solo suple un 7,6 %, básicamente a través de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP).

«En enero de este año, el país había alcanzado las 674.079 toneladas métricas de alimentos. Para noviembre la cifra aumentó a 707.205,00 toneladas. El sector de alimentos del país creció en un 8%», sostiene la organización.

Sin embargo, los números de la ONG indica que en el último trimestre, los CLAP han mejorado su incidencia en la mezcla de alimentos disponibles, al pasar de 84.000 toneladas en enero a cerca de 107.000 al cierre de noviembre.

«Son indicadores que remiten al plato de comida del venezolano. Observamos la disminución en el déficit de la disposición de alimentos entre 2019 y 2021; en 2019 faltaban 2/3 de los alimentos en el país, hoy falta alrededor de 1/3 de los alimentos. Estamos mal, pero vamos bien…», concluye Ciudadanía en Acción.

La ONG considera que el desempeño del sector alimentos en 2021 marca una «mejora tímida», que, sin embargo, ha contribuido a disminuir el déficit de suministro que había alcanzado niveles alarmantes hace tres años.

De acuerdo con esta última lámina, el déficit de disposición de alimentos, medido en kilogramos per cápita, se ha reducido 49,08 % entre el primer semestre de 2019 y la segunda mitad de 2021, al pasar de 23,49 kilogramos per cápita a 11,96 kilogramos.

Banca y Negocios @bancaynegocios

Publicidad
Artículo anteriorAN convoca sesión extraordinaria para reducir número de magistrados y renovar totalmente al TSJ
Artículo siguienteInforme | 2022 debe ser un año de urgentes reformas estructurales