Publicidad

Ante la estatua pedestre de Bolívar conmemoran el día nacional del Abogado con misa y reconocimientos

Ciudad Bolívar-. Desde las primeras horas de la mañana el gremio del derecho, las leyes y la justicia, se movilizó para acudir a la misa de acción de gracia, en honor al día nacional del abogado.

El doctor Simón Andarcia, orador de orden en el acto central, en la plaza Bolívar, destacó que además de rememorar un día, esperan garantizar a la nueva generación de abogados, innovar y ser parte de la nueva historia transformadora de la justicia.

«Estamos buscando la manera de hacer un mejor país, el país requiere retomar su Constitución nacional, Venezuela tiene una Constitución nacional muy bien estructurada, lamentablemente las acciones y las omisiones del ser humano han hecho que se pierdan en el camino esa realidad que tiene nuestra Constitución», dijo Andarcia.

Continuó diciendo el abogado «el poder Legislativo, el poder Judicial, el poder Moral y el poder Ciudadano debe asumir sus propios roles, su autonomía y sus funciones, no debería inmiscuirse en las acciones de los demás poderes a menos que se amerite, es una crítica constructiva, no tiene nada que ver con los políticos, pero es que una nación su columna vertebral es la constitución ahí están los derechos y garantías de todos los ciudadanos sin distinción alguna porque para eso está estructurada de esa manera y así vamos a estar en un Estado de derecho real».

Durante su día, agremiados realizaron varios actos

Por su parte el Colegio de Abogados del estado Bolívar rindió homenaje a los jurídicos en la sede principal ubicada en Ciudad Bolívar donde el doctor Arturo Peraza, vicerrector Académico de extensión Guayana de la universidad Católica Andrés Bello, fungió como orador de orden con un discurso bastante provechoso y sustancioso.

«Los profesionales del derecho hemos quedado entrampados en cierta lógica lidiando en la mitad del terreno en una República que sociológicamente no existe. Si yo utilizo al señor Robert Rotembert, un autor que escribe sobre los temas de Estados fallidos, y dice qué lo criterios que se generan en una situación para definir Estado, lo primero que existe es proveer en conjunto de bienes políticos a sus ciudadanos; seguridad, un sistema jurídico y de decisión judicial, libertades políticas, derechos económicos sociales y culturales, infraestructura de comunicación, un sistema financiero y uno fiscal que ayude a la sociedad civil a desarrollarse, cuando faltan estos elementos de manera grave, uno empieza hablar de un Estado débil, fallido(…)»

Continuó diciendo, «honradisimo con el Colegio de abogados, que nos haya invitado a departir en este día del abogado, en donde hemos hecho el esfuerzo por hablar sobre la situación de la República y las oportunidades que se abren, porque no solamente es citar problemas que claramente los tenemos y conocemos, sino dónde están las oportunidades que requiere la República para luego abrir su camino».

La sociedad venezolana está urgida de salir de la fase narcisista pensando en si misma para «avanzar hacia el autocontrol y aprender regularse», llegar a producir. Lamentablemente la sociedad venezolana quedó entrampada en la era de extracción como generación de riquezas. La realidad es que la sociedad venezolana vivió del mero enchufe, más allá de los enchufados del gobierno, pegada y enchufada al petróleo y no salimos del mecanismo que no cambia, que no transforma. La misma minería venezolana sigue esa estructura, simplemente sacamos las cosas de la naturaleza y las exportamos.

«No producimos trabajo, no producimos riqueza, y no es verdad que la riqueza está asociada a tener cosas, las cosas no nos hacen ricos; Africa tiene todos los diamantes que le da la gana y Africa no es rica. La.cosas no dan riqueza, el trabajo da riqueza, esa transformación, tener capacidad de autocontrol y pasar por la norma para tener productividad. Una sociedad que no puede salir del Narciso de si misma para lograr efectivamente ejercer control para pasar por ese elemento por el cual produce, se desarrolla y se hace como sociedad, está entrampada, como Venezuela que quedó embelesada con ese dineral producto del petróleo y que ahorita monta la fantasía en la fiebre del oro en el arco minero pero no logra convertirse en una sociedad transformadora de riqueza que descubre que es en el ser humano donde está la riqueza y no en las cosas, por lo tanto lo que produce son seres humanos miserables como los que tenemos en toda la Troncal 10 y otros municipios.»

«El concepto de riqueza está asociado a la persona y no a la cosa en si misma, España es rica y lo que tiene es turismo; Corea del sur cuando salió de la guerra no tenía materias primas para exportar, hoy día es la décima potencia económica del mundo. El trabajo es la forma de.producir riqueza y no es verdad que te la pueden robar; podrán robarte cosas pero nunca tu capacidad, habilidad, competencia.»

«Una sociedad montada sobre la noción de la riqueza de las cosas es una sociedad perdedora; por eso cada vez que decimos que somos ricos porque tenemos petróleo estamos perdiendo, y cada vez que decimos que somos ricos porque en Guayana hay oro y minerales también estamos perdiendo. No nos hace ricos porque tenemos, nos hace ricos lo que hacemos.»

«Cuando descubrimos entonces con estas razones de nuestro hacer entendemos en el fondo que el Estado de derecho juega un papel fundamental y es lo que necesitamos llevar adelante. Si la sociedad se vive desde la mera arbitrariedad, desde la mera decisión de lo que me conviene, desde la mera aplicación de la norma cuando me conviene, entonces se rompe el mensaje del Libertador y aquello para lo que Rousseau tenía sentido, esta experiencia de arbitrariedad vívida por una sociedad hace que la aplicación de la norma recaiga especialmente con dureza a aquellos que molestan al poder.»

«Los profesionales del Derecho hemos quedado entrampados en esta lógica, lidiando en la mitad del terreno, y tratando de rehacer una República que sociológicamente no existe. Además de que no hay Derecho, debo decir que tampoco tenemos Estado.

Finalmente Peraza, invito a los ciudadanos a tener fe y confianza en las dificultades, «que pese a las circunstancias los abogados deben avanzar y en manos de los ciudadanos está el camino de salir adelante», expresó el doctor.

Reconocimientos

Durante el acto central la Junta Directiva del Colegio de Abogados procedió a juramentar a un grupo de nuevos Abogados y entregó reconocimientos a diferentes profesionales del Derecho por su labor en pro del gremio y de la colectividad.

Igualmente entregó reconocimiento a nuestro portal de Noticias elbolivarense.net y a nuestro Editor y Director, también Abogado Álvaro Natera Barceló.

El acto culminó con la presentación de un grupo infantil de danza criolla

Publicidad
Artículo anteriorEl día del periodista y la libertad de comunicación
Artículo siguienteDelegación de EEUU está en Venezuela para discutir «temas humanitarios» y agenda bilateral