Publicidad

La actividad minera y el hecho de ser un estado fronterizo, hace de Bolívar una región extremadamente vulnerable a problemas tan graves como la falta de combustible y gas, aseguró el líder nacional de Guayana Libre, Américo De Grazia, quien continua impulsando la propuesta primarias rumbo a las presidenciales.

Ciudad Bolívar.- Américo De Grazia, líder nacional de la Plataforma Ciudadana y Política Guayana Libre y ex candidato a la gobernación de Bolívar, afirmó que “todos los problemas de Venezuela, que afectan a los venezolanos, la falta de gasolina, gas, agua, medicinas, transporte, la hiperinflación, el poco poder adquisitivo, tienen que ver con un cambio político”.
El dirigente de Guayana Libre esgrimió en la situación de desesperanza que vive a diario el ciudadano venezolano en un país minado de problemas en materia de servicios públicos, económicos, sociales y políticos, en los cuales los partidos políticos y quienes hacen vida pública deben ser la solución, y no convertirse en parte del problema. “Por eso nuestra propuesta desde Guayana Libre para recuperar la confianza, e incorporar al ciudadano en la solución de sus problemas”, resaltó.
Guayana Libre ha iniciado una ruta con la propuesta denominada “unas primarias y tres soluciones”, basada en la escogencia de un liderazgo presidenciable con miras a elecciones presidenciales para el 2024.
Subrayó el cambio político que debe darse en el país. “Si no cambiamos políticamente la situación de Venezuela, obviamente, no vamos a resolver nada”. Por ejemplo, señaló todo el esquema de crisis que rodea el tema de la gasolina, enfatizando en el monopolio de la que prácticamente tiene su distribución en el suelo. Dijo que no está claro en la gente que la quiebra de la industria petrolera se produce mucho antes de las sanciones que pesan sobre Venezuela, y que se arrastra por la ineficiencia en su manejo desde el gobierno de Hugo Chávez.
“Acabar con el monopolio, con el estado empresario y el centralismo tiene que ver con el cambio de modelo. Elementos que deben ser manejados por el ciudadano”, sentenció.
Para el ex diputado de la Asamblea Nacional, ex candidato a gobernador y líder de Guayana Libre en la actualidad en el país se vive un ambiente complejo en materia política donde se cuestionan liderazgos y se anteponen intereses.  
En este sentido, dijo que se habla de la ilegitimidad de Maduro, cuya posición comparte plenamente, porque no realizó un proceso presidencial acorde con las circunstancias y la Constitución, pero ¿qué hay de los rectores de universidades, presidentes de gremios y sindicatos que se mantienen en esos cargos olvidándose de elecciones?. ¿Si Maduro es un usurpador, esta gente qué es?
Considera que el ejemplo debe entrar por casa, y la oposición está obligada a respetar la norma, y apuntó, además, a quienes aún no se les ha vencido el período como diputados.
Haciendo uso de un viejo adagio, dijo que “la dirección política generalmente tiende a ver la paja en el ojo ajeno, y no ver la cabilla en el ojo propio”. Cree que todas las fuerzas sociales que quieran dar un aporte democrático en el país tienen que comenzar por casa.

Ni un bolívar por diamante y coltán, y menos por oro

De Grazia aseguró que el hecho que el estado Bolívar sea fronterizo, por un lado con Brasil, otro con Guayana, Trinidad y Colombia, además del tema de Arco Minero, lo hace extremadamente vulnerable a problemas tan puntuales y graves por combustible y gas.
Sin embargo, enfatizó, que el mayor problema de la región radica en la actividad minera que no genera recursos para atender las necesidades del pueblo, pero si para destruir el ecosistema y dañar la central hidroeléctrica.
Los tres grandes rubros mineros, oro, diamante y coltán (Arco Minero), representan una “destrucción desde el punto de vista social y estratégico, más no ningún beneficio económico para el estado Bolívar”, denunció.
Al visualizar la página del Banco Central de Venezuela se observa que desde el año 2006 no entra ni un bolívar por concepto de extracción de diamante; igual ocurre con el coltán desde el 2016. En cuanto al oro que se sustrae de las extrañas de Guayana refleja cifras que “no llegan ni al 1% del PIB”, entonces ¿dónde va a parar esos ingresos por oro?, se pregunta. (CNP 9261/Foto Yafi)
 
FOTO:
Américo De Grazia, líder del movimiento Guayana Libre. 

Publicidad
Artículo anteriorExitosa trigésima edición del Paso a Nado de los ríos Orinoco y Caroní 2022
Artículo siguienteOmar González: Maduro creyó que la CPI era puro cuento