Publicidad

(PJ Bolívar) Denunciar la inacción de la cámara municipal de Caroní, genera y fomenta retaliación política dela bancada oficialista contra los concejales de la democracia, debido a que no les suministran herramientas de trabajo y lo poco que les permiten, se los han estado suspendiendo de manera sostenida.

La denuncia fue hecha por los concejales Aliana Estrada, Aida Gonzalez de la MUD y el concejal Eduardo Rodríguez de Unión y Progreso, quienes argumentaron que en la actualidad la cámara edilicia de Caroní deja entredicho la  gestión contralora que debe ejercer esta institución, situación que ha sido constante desde la juramentación como concejales  del pueblo de Guayana.

“Cuando hablamos del mal estado de los planteles educativos, la ausencia de servicios públicos, como el caso de la parroquia Simón Bolívar que lleva 6 días sin el suministro de agua potable, el deterioro de la ciudad, cuando denunciamos las largas colas que deben hacer los guayaneses para tener 20 litros de  combustible, que mucha gente paga, pero no muchos ganan lo suficiente para poder surtir su vehículo, esto cae mal a la complaciente bancada oficialista” expresó Estrada.

Esta semana, los representantes del Observatorio de la región Guayana anunciaron en su última ponencia, presentada en las instalaciones de la Universidad Católica que el municipio Caroní tenía 61 por ciento de desigualdad.

Los concejales señalan que esto significa que Ciudad Guayana se encuentra sumergida en la pobreza y el abandono. “Quién es el responsable? El alcalde Tito Oviedo, porque tiene que reducir la pobreza y no lo ha hecho, deben recordar que mucho antes de ser electos siempre hemos estado al lado del pueblo, denunciando los problemas en la ciudad”.

Estrada puntualizó que ese 61 por ciento representa la desidia de 6 años de  gobierno, en la cual no han resuelto los problemas a los guayaneses. Por ello, le hacen un llamado  al alcalde para que retome su acción política y permita que la cámara municipal sea contralora de todos los servicios públicos que hoy no funcionan en la ciudad.

Ahora cuando el pueblo nos ha entregado a nosotros el curul como concejales del municipio Caroní y hemos sido frontales ante los problemas de la ciudad, hemos siempre dicho la verdad, ya han pasado 4 meses de ser electos y estar trabajando, nos corresponde todas las herramientas necesarias que el pueblo nos da”.

Por su parte, Aida González denunció que la presidenta de la Cámara municipal pretende limitar ese trabajo y bajo esas limitaciones no van a parar. “La gente debe saber que la desigualdad con la que estamos viviendo desde hace 22 años, cada vez está más agudizada y frontal en contra del pueblo que representamos”.

Hacen un llamado al pueblo de Caroní para que estén pendientes y atentos ante este boicot interno que pretende instaurar el concejo municipal contra el trabajo edilicio que les han encomendado por voluntad ciudadana y elección popular.

Publicidad
Artículo anteriorAvanza Plan de Distribución de Alimentos en Bolívar
Artículo siguientePatrulleros de Angostura recibe dotación para seguir protegiendo al pueblo