Publicidad

Desde el lunes, trabajadores de Sidor se declararon en brazos caídos. Su reclamo es debido al mal cálculo en el pago de sus quincenas y el incumplimiento de aumento salarial y retroactivo.

Jhoalys Siverio @jhoalys

Ciudad Guayana. La convocatoria a una asamblea con trabajadores de Sidor en el portón III de la empresa, a la que se sumarían los no activos, llevó a que este miércoles la gerencia ordenara desviar el transporte institucional hacia el portón IV. No solo se impidió que llegaran al lugar de encuentro para la asamblea, sino que desde la noche del martes los hostigaron con la presencia de vehículos de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim).

Los vehículos de la Dgcim recorrieron las diferentes plantas donde los trabajadores de Sidor se declararon de brazos caídos desde el lunes 18 de abril: planchones, palanquillas, barra y alambrón.

La protesta es por el mal cálculo en el pago de sus quincenas. Los trabajadores de Sidor denuncian que a la fecha no se les paga el retroactivo correspondiente al aumento salarial decretado por Nicolás Maduro. El ajuste tampoco se corresponde con el tabulador y hoja de cálculo establecido para esta empresa, de acuerdo con el contrato colectivo.

Deberíamos estar por los 2000  a 3000 bolívares la quincena, dependiendo el cargo. Sidor nos está pagando 800 bolívares, y a algunos, 1000 bolívares, pero eso fue porque nos pagaron unos días feriados. Quiere decir que para la próxima quincena estaremos por debajo de los 800 bolívares. No nos están dando el aumento decretado por el presidente de la república», señalo un trabajador de la acería de palanquillas.

Rechazan bono

El martes hubo una reunión con el presidente de Sidor, Néstor Astudillo. Sin embargo, no hubo acuerdo. En la noche de ese mismo día fue la vicepresidenta de la empresa. La oferta fue un bono de 500 a 1000 bolívares con la condición de retomar sus labores. Los trabajadores se negaron, ya que esa bonificación no se incluirá en sus salarios.

«Él (Astudillo) dice que la bolsa de comida, los pollos y la mortadela que manda a dar el gobierno es salario también. Un trabajador siderúrgico que se jode agarrando candela a una temperatura a 1600 grados en una acería, con ruido, polvo, trabajo pesado y arriesgado, y no nos quieren pagar el aumento presidencial», cuestionó el sidorista.

Agregó que la vicepresidencia de Sidor los amenazó con despedirlos. Aun así, en palanquillas continuaron con la protesta de brazos caídos.

Reinaldo Calvo, coordinador del Consejo General de Delegados en Sidor, recordó que con un comunicado la Corporación Venezolana de Guayana (CVG) informó a los trabajadores sobre una adecuación de las tablas salariales. Por ello, el 30 de marzo no recibieron ni el aumento ni retroactivo correspondiente, según la información institucional.

Los trabajadores estaban esperanzados de que iban a aplicar tal aumento una vez ajustaran las tablas salariales. Resulta que fue todo un engaño de la CVG y del resto de las empresas básicas. La CVG lo que hizo fue una manipulación de la hoja de cálculo y reflejó solo un pequeño aumento, alrededor de 10%. Yo cobré en la quincena del 30 de marzo 210 bolívares, y el 15 de abril cobré 250 bolívares», destacó Calvo.

Reintegro de trabajadores

Agregó que además del pago de retroactivo y aumento salarial según decreto presidencial, que corresponde a 1700%, también reclaman el reintegro de los compañeros que mandaron para sus casas desde marzo de 2020 por motivo de cuarentena radical por la pandemia de COVID-19.

Desde 2018 son constantes los reclamos salariales de trabajadores de Sidor y demás empresas del holding CVG. De hecho sus denuncias junto con la de jubilados y pensionados es no tener certeza de qué paga cada industria, pues la entrega de listines de pago quedó en el pasado.

No obstante, el salario que reciben no se corresponde con la hoja de cálculo de salario base más otros conceptos de pago establecidos en sus contrataciones colectivas. Esto fue una consecuencia de la firma del memorándum 2792 en agosto de 2018, cuando prácticamente eliminaron las contrataciones colectivas y el tema salarial quedó sujeto a la administración pública.

Crónica Uno

Publicidad
Artículo anteriorParalizadas 14 plantas de Sidor por los trabajadores, exigen salarios dignos y retorno a sus puestos de trabajo
Artículo siguienteVenezuela podría quedarse sin cartón y papel por paralización de Mocarpel antigua Smurfit Kappa