Publicidad

Nuevos detalles salieron a la luz este viernes en torno al jefe de la disidencia de las Farc conocida como ‘Segunda Marquetalia’, Luciano Marín Arango, alias ‘Iván Márquez’ que lo “vinculan” con políticos venezolanos “de alto rango”, tras una investigación de EEUU sobre narcotráfico, informó el periodista de la agencia AP, Joshua Goodman.

Por medio de su cuenta personal Twitter, Goodman adjuntó un documento y posteó lo siguiente: “Surgen nuevos detalles en la investigación por narcotráfico de EEUU sobre el líder de las Farc, Iván Márquez. Según conversaciones grabadas en secreto por la DEA, se cree que Fabio Younes, uno de los coacusados, tenía vínculos con políticos venezolanos de alto rango y además con un financista de Hezbolá sancionado”.

Del expediente judicial presentado este viernes mostraron una foto de otro coacusado, Armando Gómez, llegando al Marriott de Bogotá supuestamente con una muestra de 5 kilos de los 10.000 kilos de coca que los hombres planeaban enviar a Nueva York, agrega el reportero.

“En 2017, Younes supuestamente presentó a los informantes de la DEA a Marlon Marín, el sobrino de Iván Márquez. Tras la acusación de su sobrino, Márquez abandonó el proceso de paz y lideró un grupo disidente que retomó las armas. Se cree que se esconde cerca de la frontera entre Colombia y Venezuela”, destaca Goodman.

No hay detalles sobre “qué vínculos, si es que los hay, tenía Younes con el financiero del Medio Oriente, Mohammad Ibrahim Bazzi. Pero cuando fue sancionado un año más tarde, el Departamento del Tesoro lo calificó como ‘uno de los financieros más destacados de Hezbolá’ con operaciones en Bélgica, Líbano, Irak y África Occidental”.

“En una entrevista en la cárcel en 2020 antes de la extradición, Younes dijo, sin dar pruebas, que fue perseguido por su compromiso con el proceso de paz. Se presentó a sí mismo como un pensador geopolítico que buscaba aprovechar los lazos comerciales con el mundo árabe para financiar proyectos de paz liderados por las Farc”, concluyó Goodman.

Publicidad
Artículo anteriorLa nueva batalla de la juventud: regresar y trabajar por Venezuela
Artículo siguienteChavismo cita al empresario Rafael Oliveros y le abre “proceso sancionatorio” por fiesta en el Kusari Tepuy